ADELA DUERME SERENA

ESCRITA POR TEO IBARZÁBAL. DIRIGIDA POR ANDREA GARROTE

TEMPORADA 2019

SALA ORESTES CAVIGLIA


Elenco a confirmar

Vestuario: Lara Sol Gaudini
Escenografía e iluminación: Santiago Badillo

Dirección: Andrea Garrote


En “La mancha de humedad”, breve cuento de Juana de Ibarbourou, una niña se enamora del paisaje verdoso que se extiende en el techo de su cuarto. Su imaginación se proyecta allí y crea formas vibrantes, hasta que un día la pared es cubierta con pintura reluciente.
En Adela duerme serena también la humedad se extiende y crea, centímetro a centímetro, un paisaje en ruinas sobre las paredes de la casa. La protagonista de la obra pareciera quedar atrapada en esas manchas, igual que el personaje de Ibarbourou.
¿Algo cambiaría en ella si una siesta descubriera, bajo unas hojas en la vereda, un diamante?¿Retrocedería esa mancha que la cubre frente al brillo de la piedra? Teo Ibarzábal crea una pieza teatral con un tiempo encantado. Un bordado de relaciones entre la protagonista, sus dos hijos y su esposo. Relaciones frágiles como la vigilia de un sueño, como ese instante de duermevela, en el que las piezas brumosas de la noche se cuelan en la realidad. El autor sigue a sus criaturas con una mirada
amorosa a través de los recuerdos de Adela; senderos en los que la protagonista se extravía, se funde, igual que su casa en la mancha de humedad.
El misterio asoma en esta historia como un destino incierto del que percibimos apenas una fina sensación: algo está por perderse o romperse. Tal vez los recuerdos, tal vez la historia que trama la obra o, quizás, la misma Adela.

Esta obra obtuvo el premio del Concurso de dramaturgia organizado por ARGENTORES y el TNA – TC en 2018.


Compartir